20 may. 2015

POLÍTICA: La historia poco conocida de cuando un policía mexicano casi mata a Fidel Castro en 1956


El Archivo General de México desclasificó el informe secreto sobre la captura en junio de 1956 de Fidel Castro y Ernesto Guevara, cuando se encontraban preparando el golpe que más tarde darían en Cuba.


Por Enrique Aguado
Un oficial mexicano tuvo en sus manos la historia de Cuba: De haber apretado un gatillo en 1956, no solo habría cambiado el destino de este país, sino el de buena parte de América Latina.
Tal y como da a conocer hoy El País, el Archivo General de México desclasificó el informe secreto sobre la captura en junio de 1956 de Fidel Castro y Ernesto Guevara, cuando se encontraban preparando el golpe que más tarde darían en Cuba. Se trata de un texto de cinco folios mecanografiados, titulado "Conjura contra el Gobierno de la República de Cuba" y que fue redactado después de tres días de interrogatorios por el cerebro de la redada, el capitán Fernando Gutiérrez Barrios.
Según este documento, en México la Dirección Federal de Seguridad llevaba tiempo siguiendo los pasos a los castristas. La noche del 21 de junio de 1956, en el cruce de la calle de Mariano Escobedo con Kepler de Ciudad de México, de un Packard verde, modelo 1950, salieron tres hombres de los cinco que iban en su interior. El más alto, Fidel Castro, ya hacía de líder pero, cuando iba a perderse entre las sombras, los agentes lo interceptaron.
Entonces, Castro cogió la automática que portaba, pero no pudo desenfundarla porque ya tenía la pistola de un policía en la nuca que podría haber acabado con su vida en ese instante de máxima tensión. En ese momento fue detenido, a la edad de 29 años, y con él su célula cubana.